Entradas

¿Cómo mantener tus muebles de melamina?

Todos los muebles RENO son fabricados con melamina de alta calidad.  Elegimos este material porque su superficie no tiene poros, es impermeable, dura y altamente resistente al desgaste y calor.  Una pregunta habitual de nuestros clientes es ¿cómo mantener como nuevos los muebles de melamina? Leé estos tips para poner en practica y proteger todos tus amoblamientos.

Recomendaciones generales

Para limpiar la melamina primero es necesario eliminar el polvillo con un plumero o con un paño seco. Una vez que la superficie esté libre de polvo, pasaremos suavemente un paño humedecido con agua y jabón blanco o neutro. Finalmente debemos secar con otro trapo distinto. Hay que hacer una limpieza periódica, pero sin utilizar productos agresivos que puedan alterar el brillo del mueble.

Además, cada cierto tiempo se recomienda sacarle brillo con alguna franela, tela de microfibra o tela lustrosa para que las resinas melamínicas luzcan como salidas de fábrica

También es importante para conservar tus muebles de melamina durante más tiempo, mantenerlos lejos del agua, exceso de humedad, calor intenso y exposición directa a los rayos solares.

Desinfectar los muebles de melamina

Para desinfectar los muebles de melamina podés preparar fácilmente un desinfectante casero. Se crea mezclando una cuchara de lavandina en un litro de agua. Esta mezcla debe ser aplicada con un paño húmedo en todas las áreas de uso frecuente como mesas, puertas de alacenas, escritorios etc. Esta solución por un lado desinfecta y elimina la mayoría de bacterias y por otro lado previene la aparición de moho u hongos. No olvides al final secar muy bien el área con un paño limpio y seco. Se puede utilizar esta mezcla para la limpieza semanal.

 

 

 

Algunas ideas para organizar tu alacena

Te proponemos algunas ideas fáciles para organizar tu alacena. En Reno sabemos bien que el ajetreo diario va en detrimento del orden y de la practicidad.

Conscientes de eso, queremos ayudarte con algunos tips básicos para que puedas vivir plenamente tu cocina Reno.

Tomá en cuenta que el primer paso es el más dificultoso, pero hará tu vida más fácil.

¡Ánimo!